Creemos que todo lo que hacemos tiene consecuencias y que estamos conectados con el mundo, entre nosotros: todo lo que decidimos tiene un impacto.

Hacer conciencia de esto implica acciones que están presentes en todo lo que hacemos, algunas muy claras, y otras, en la forma en la que trabajamos todos los días.

Así, basados en el respeto, la libertad y la responsabilidad como pilares del quehacer cotidiano, buscamos trabajar con metodologías que fomenten la construcción del conocimiento en un ambiente propicio y agradable, que permita formarse a los alumnos de manera personal y con una visión de compromiso y responsabilidad hacia la sociedad y el entorno.